Sigue creciendo la delincuencia y desintegración social

Por Mario Waissbluth

Estamos en un proceso de desintegración social lento pero seguro, que garantiza no solo que el problema delictual continuará en aumento, sino que nuestra sociedad manifestará diferentes patologías que a la larga nos llevarán a crisis y convulsiones de impredecible naturaleza, no solamente de seguridad pública. De crecimiento sustentable, ni hablar. A estas alturas algunos lectores me tildarán de agorero. Los que tengan estómago suficiente, espero que sigan hasta quedar lo suficientemente convencidos como para que, entre todos, comencemos a hacer despegar un megaproyecto de rescate de nuestra infancia y adolescencia, que es la que termina en la cárcel, por cierto. Rescate, sí, y uso deliberadamente la palabra rescate, porque los estamos maltratando, al punto de hacer pedazos a una cuarta parte de ellos, es decir, más de 1 millón de niños, niñas y jóvenes. Y así, no hay desarrollo sostenible que sea posible, ni delincuencia que disminuya.

Continuar leyendo…

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *